La chica tenía la ilusión desde hacía mucho tiempo de tener un perrito de raza pero no tenía dinero para comprarlo. Uno de sus primos le dijo que podría conseguirle uno gratis, aunque a cambio tendría que darle algo… Como podéis imaginar el tipo le hizo una proposición deshonesta y ella aceptó una follada con su primo a cambio de un pequeño cachorrito. Seguro que le compensarán esos 5 minutos de incesto porque gracias a eso tiene una mascota que le durará años :P.